We use "cookies" to personalize our content, tailor Ads, measure their performance, and provide you with a better, faster, safer experience. By using our services, you agree to our Cookie Policy. Más información y cambio de configuración Aceptar

Con victorias, toda reconstrucción es más fácil

BeSoccer por BeSoccer @besoccer_es - 5 3,012

Pin
Valverde también debutó con victoria en el Barça en Champions. EFE

Con victorias, toda reconstrucción es más fácil

BeSoccer por BeSoccer @besoccer_es - 5 3,012

El Barça de Ernesto Valverde va tomando cuerpo, con el papel estelar de siempre de Leo Messi, autor de ocho de los trece goles en este inicio de curso, pero con la recuperación de la mejor versión de Andrés Iniesta y del croata Ivan Rakitic, más determinante que nunca.

A todos ellos se suma la rápida adaptación del portugués Nelson Semedo, uno de los nuevos fichajes del equipo, que llenó de energía la banda derecha azulgrana, zona en la que el fichaje más caro de la historia del Barça, el francés Ousmane Dembélé, también mostró ante la Juventus algunas de sus condiciones en su primera titularidad.

Después del dubitativo inicio en la Supercopa de España, tras perder los dos partidos disputados ante el Real Madrid, que coincidió con la marcha de Neymar Jr. y la falta de concreción en los fichajes, Valverde ha ido perfilando poco a poco el equipo.

Messi, en su juego entre líneas, brilla como siempre. Su estado de forma es espectacular como lo demostró en el estreno europeo del equipo anoche en el que marcó dos goles y fabricó otro. El argentino, además, pudo por fin tachar de su lista de porteros malditos a Gianluigi Buffon, a quien pudo batir anoche por primera vez.

No solo Leo se siente respaldado por el trabajo de los centrocampistas, como ya ocurría en el pasado con Luis Enrique, sino que en el caso de Rakitic, el croata ha pasado a ser pieza clave con la llegada de Valverde.

Rakitic tiene más presencia en el juego, no se limita a cubrir espacios, sino que participa en la creación y el equipo aprovecha su llegada desde la segunda línea, como ocurrió ayer con el 2-0, después de recoger un balón suelto dentro del área tras una acción de Messi.

Si el croata se ha perdido siete minutos en Liga y fue sustituido a trece minutos del final cuando el partido ante la Juventus estaba resuelto, Andrés Iniesta está demostrando que con Valverde su papel en el equipo es también muy importante.

Lastrado por las lesiones en la última temporada, el manchego ha vuelto y de la mejor manera. El Barça no sufre porque juega a partir de la posesión, con el balón nadie le hace daño y si Iniesta está a buen nivel, su equipo es dominante.

Valverde ha cambiado el dibujo. El prácticamente intocable 4-3-3 se ha convertido en un 4-4-2 asimétrico, sin extremo izquierdo y con Messi en el extremo más ofensivo del rombo.

Por la izquierda se proyecta Jordi Alba, quien aprovecha su llegada desde atrás para generar muchas acciones en ataque, como se ha demostrado en este inicio de curso futbolístico.

Este Barça necesita mejorar muchos aspectos, por ejemplo en la salida del balón, como se demostró durante muchos minutos del primer tiempo ante la Juventus, o en la circulación del mismo, que mejoró a partir del 1-0, pero el punto de partida para el equipo es óptimo, ya que en pleno crecimiento está consiguiendo buenos resultados.

Y es que en los últimos cuatro partidos jugados (tres de Liga y uno de Champions), los azulgrana han marcado doce goles y no todavía Marc André Ter Stegen no ha encajado ninguno.

Francisco Ávila.

BeSoccer

BeSoccer

noticias 144K RANK 1
lecturas 283M RANK 1
Más noticias del autor

Follow BeSoccer on Facebook