El Espanyol, con licencia para soñar

BeSoccer por BeSoccer @besoccer_es - 2 716

Pin
El cuadro 'perico' pretende superar los buenos resultados de la temporada 2016-17. EFE/Archivo

El Espanyol, con licencia para soñar

BeSoccer por BeSoccer @besoccer_es - 2 716

La era Chen Yansheng, presidente del Espanyol, alcanza su madurez después de una temporada en la que se debían sentar las bases de un proyecto europeo y, en la 2017-18, las buenas intenciones y los sueños de grandeza deben plasmarse sin excusas en el verde.

El cuadro blanquiazul, dirigido desde el curso pasado por Quique Sánchez Flores, finalizó octavo en la temporada 2016-17. Este año, la meta es intentar superar ese puesto.

Para ello, el entrenador disfruta, por primera vez en muchas campañas, de la continuidad de prácticamente el mismo bloque con el que empezó su andadura en el banquillo de Cornellà-El Prat.

El Espanyol dispone de mayor músculo financiero tras la llegada del presidente chino. Esto ha permitido ejecutar la opción de compra del extremo argentino Pablo Piatti, y la del delantero brasileño Leo Baptistao y quedarse en propiedad al portero Diego López. Todos ellos son piezas claves. El meta Pau López vuelve tras cesión.

Han llegado, hasta ahora, tres caras nuevas: el central Mario Hermoso, sin experiencia en Primera División, el centrocampista Esteban Granero y el delantero Sergio García. La entidad catalana ha cerrado recientemente el fichaje del central brasileño Naldo, procedente del Krasnodar ruso.

Precisamente, la defensa es una de las demarcaciones más necesitadas del equipo. Durante la pretemporada, Quique Sánchez Flores ha lamentado públicamente la falta de refuerzos. Naldo calma las urgencias, pero el Espanyol busca otro central para afrontar con mayores garantías la siguiente campaña.

El gran deseado es el central mexicano Diego Reyes, que actuó cedido en el Espanyol la pasada temporada. El Oporto se niega a vender al internacional, aunque la entidad catalana no descarta todavía al azteca. Sabe, eso sí, que las exigencias del club portugués son elevadas.

En cuanto a salidas veraniegas, la plantilla blanquiazul se ha desprendido de caras conocidas como el delantero ecuatoriano Felipe Caicedo o el centrocampista José Antonio Reyes, entre otros. No tenían sitio en el equipo. La de Diego Reyes es la única marcha no pretendida por el club y el cuerpo técnico.

Mientras Quique suspira por una defensa más sólida, apuesta por una línea continuista en el campo. El equipo es reconocible, mantiene los automatismos y la química entre los futbolistas es evidente. Los resultados en pretemporada solo contemplan una derrota, contra el Nápoles (2-0), que no dejó contento al técnico.

En el plano institucional, el Espanyol disfruta de buena salud. La economía, arropados por el poderío financiero de Chen Yansheng, funciona. El club quiere hacerse más grande y su afición lo nota. La entidad ya ha superado los 25.000 socios, cifra mayor que el año pasado a estas mismas alturas, y quiere llegar a 30.0

La pelota, al fin y al cabo, manda. Lo que ocurra cuando el balón empiece a rodar dará y quitará razones. Pero lo cierto es que, si el club logra apuntalar la plantilla en defensa, que no es poco, el resto de tareas parecen solventadas con tranquilidad, criterio y garantías. La 2017-18 puede ser motivo de alegría para los 'pericos'.

BeSoccer

BeSoccer

noticias 149K RANK 1
lecturas 300M RANK 1
Más noticias del autor

Follow BeSoccer on Facebook