noscript image
GooglePlay Logo AppStore Logo

El Dépor tira de arte y resistencia para tumbar a la SD Huesca

Pin El Dépor le ganó a la SD Huesca. LaLiga
El Dépor le ganó a la SD Huesca. LaLiga

El Dépor tira de arte y resistencia para tumbar a la SD Huesca

David Caravaca por David Caravaca @besoccer_es - 0 1,029

El Deportivo de La Coruña derrotó en casa (2-1) a la SD Huesca en un duelo en el que tiró de arte y resistencia. El arte residió en los dos golazos, uno de Aketxe y otro de Christian Santos, para remontar. La resistencia estuvo en la segunda mitad: los de Míchel merecieron el empate y se lo negaron.

Arte y resistencia. Fueron los argumentos del Dépor para tumbar a la SD Huesca. Los tres puntos suponen echar tierra de por medio respecto al descenso. Desde la perspectiva azulgrana, es una decepción. Podrían haberse puesto segundos y se quedaron con las ganas.

Pronto, las ideas de ambos técnicos estaban claras sobre el campo. Míchel quería el control de la pelota. A Fernando Vázquez no le importaba estar a la defensiva si les servía para ir a la contra, pero no les salió bien. En un gran centro de Miguelón, Rafa Mir abrió la lata de cabeza.

Ahí fue cuando los gallegos sorprendieron. Lejos de dejarse dominar, dieron un paso adelante y Aketxe no tardó en firmar las tablas de un zapatazo lejano -por si acaso no les dejaban entrar al área-. La diana sentó tan bien en el cuadro local que continuaron mandando y Santos puso el 2-1 con una chilena preciosa -un recurso ideal: era la única manera de rematar ese centro de Salva Ruiz-.

En la segunda mitad, entraron en escena quienes estaban desaparecidos en la primera. Sergio Gómez y Cristo se convirtieron en las piezas clave de un ataque oscense que generó un asedio. Infinidad de disparos, sobre todo desde la frontal y de ellos dos, acababan en el larguero, fuera o en las manos de Giménez.

Pero, por mucho que mandara categóricamente la SD Huesca, el Deportivo se defendía bien. Dejó completamente de lado el ataque para frustrar todas las ocasiones rivales. En cuanto notaron que los azulgranas estaban ya demasiado cansados para mantener el ritmo, buscaban la sentencia cuando podían.

De hecho, el 3-1 lo tuvo en las botas Sabin en un pase raso hacia el área que remató con la zurda. Apareció Álvaro Fernández para detenerlo con una parada propia de fútbol sala. Ello dejó el resultado en un 2-1 decepcionante para los de Míchel e ilusionante para sus contrincantes.

David Caravaca

David Caravaca

noticias 723 RANK 27
lecturas 2M RANK 29
Más noticias del autor

Follow BeSoccer on Facebook