noscript image
GooglePlay Logo AppStore Logo

Goleada en Anfield con el piloto automático

Pin Goleada en Anfield con el piloto automático. EFE
Goleada en Anfield con el piloto automático. EFE

Goleada en Anfield con el piloto automático

El Liverpool sufrió durante la primera mitad, pero sacó su mejor versión en la segunda mitad para dar un paso más en su carrera a la Premier League. Nada pudo hacer el Southampton ante el cuadro de Klopp.

El Liverpool ya acaricia con los dedos su primera Premier League. Nueva victoria del conjunto de Klopp, que esperó hasta el descanso para dejar con ilusiones al Southampton y arrollarlo tras el paso por los vestuarios.

Soñó el Southampton con ser el primer equipo en ganar al Liverpool en esta Premier League. El camino impoluto de los de Klopp estuvo a punto de torcerse de no ser por Alisson, que frenó las mejores ocasiones de Ings y de Long en los primeros 45 minutos.

Todo cambió tras el paso por los vestuarios. Del piloto automático a desatar la locura en Anfield. Solo hubo que esperar un minuto para que el Liverpool firmase el primero de los cuatro tantos de la tarde.

Lo hizo el Liverpool con una jugada polémica. Reclamó un penalti Ings en el área 'red' antes de montar una contra letal. Apareció Oxlade-Chamberlain, sustituto de Mané mientras está lesionado, para marcharse hacia el centro y poner un derechazo fuera del alcance de McCarthy.

Quiso el Southampton levantarse del primero de los golpes 'red', pero el Liverpool tomó el mando del partido y ya no lo soltaría hasta el final. Se liberó un Firmino que, lejos de marcar, volvió a regalar dos asistencias.

La segunda de ellas, pues la primera fue a Oxlade-Chamberlain, lo hizo a Henderson, y fue de nuevo a través de un balón largo. La recibió el brasileño en el perfil izquierdo y, lejos de buscar su tanto, encontró atrás a Henderson.

Sin Mané y con Firmino como asistente, Salah quiso sumarse a la fiesta ante un Southampton volcado. El egipcio, que parecía haber dado un paso atrás en favor de sus compañeros, apareció de nuevo con un doblete que le sirve para alcanzar su mejor nivel justo cuando vuelve la Champions, en febrero.

El primero de los dos tantos de Salah fue, de nuevo, con un balón largo. La bajó Henderson y el egipcio, en el mano a mano con McCarthy, no perdonó. Tampoco en el añadido en un jugada entre Firmino y Salah.

'Hat trick' de asistencias para el '9', que jugó de '10', y doblete para el '10', que hizo de '9'. El Liverpool suimó una nueva victoria que le acerca a una Premier League nunca conseguida.

Javier García Márquez

Javier García Márquez

noticias 791 RANK 25
lecturas 6M RANK 21
Más noticias del autor

Follow BeSoccer on Facebook