noscript image
GooglePlay Logo AppStore Logo App Huawei

La historia del balón viajero de una pequeña niña irlandesa

BeSoccer por BeSoccer @besoccer_es - 0 215

Pin Esta es la historia de una auténtica odisea por mar. Facebook/AlineDenton
Esta es la historia de una auténtica odisea por mar. Facebook/AlineDenton

La historia del balón viajero de una pequeña niña irlandesa

BeSoccer por BeSoccer @besoccer_es - 0 215

Aquello parecía ser otro domingo cualquiera. Ruairi Mac Niocaill estaba jugando con su hija Aoife Ni Niocaill en Waterford, al sudeste de Irlanda, cuando el balón cayó al agua. Lo dieron por perdido, y de ningún modo esperaban que la pelota apareciera en la costa galesa, a más de 200 kilómetros de distancia. Y mucho menos recuperarla.

Esta es una de esas historias con final feliz. La de una niña que se reencontrará con su balón después de que el Mar de Irlanda se lo tragase. Pero no desapareció, llegó flotando a Gales y allí lo rescató una voluntaria que estaba limpiando la playa.

Todo comentó un domingo, cuando a Aoife Ni Niocaill se le cayó el balón al mar. Estaba jugando con su padre, Ruairi Mac Niocaill, en Waterford, en la desembocadura del río Barrow, y se lo llevó la marea. Lógicamente lo dieron por perdido.

¿Cuál era la probabilidad de que volviera a la costa antes de hundirse? Y de hacerlo, ¿lo encontraría alguien? ¿Y se lo devolvería? Lo mejor era pasar página. Ya comprarían otro balón.

Avancemos en el tiempo. El domingo siguiente, a 200 kilómetros (en línea recta, claro), en las playas de Llanrhystud, en la costa occidental de Gales, se encontraba Aline Denton, una voluntaria que estaba dedicando el día a limpiar aquel bello paraje.

La marea siempre trae sorpresas. La mayoría es basura que se aprovecha para retirar, pero aquel balón llamó su atención. No porque fuera de fútbol gaélico, sino porque tenía un nombre escrito a boli. El de Aoife.

Un nombre irlandés, ¿habrá cruzado el mar? Así lo creyó. Y en vez de tirarlo, probó suerte a través de las redes sociales. Escribió un mensaje en su muro de Facebook, confiando en que el efecto cadena permitiese que su dueña lo leyera.

"Si alguien conoce a Aoife Ni Niocaill, su balón acaba de llegar a la playa de Llanrhystud, en Gales occidental. Me pregunto cuánto tiempo habrá tardado en llegar aquí desde Irlanda", escribió. Y como si hubiera lanzado un mensaje en una botella al mar, se puso a esperar una respuesta.

Los primeros 'repost' fueron prometedores. La Asociación de Fútbol Gaélico, un primo-hermano del fútbol y el rugby muy popular en Irlanda y Gales, se hizo eco de ella.

Y acabó llegando al muro de Ruairi, el padre de la joven Aoife. "¡Soy su padre! Tiene diez años y perdió su balón en la playa de Woodstown, en el condado de Waterford, el pasado domingo", respondió.

"Se le cayó al agua y como la marea estaba bajando solo pudimos ver cómo se alejaba a la deriva. ¡Le he enseñado la fotografía y ahora cree que es famosa! Muchas gracias por el mensaje", añadió.

Y la 'BBC' no cuenta el desenlace de la historia. Ruairi se puso en contacto con Aline. "Fue realmente emocionante y agradable entrar en contacto con su padre. Aoife estaba emocionada de saber que el balón había llegado hasta Gales", explicó, a la citada cadena.

"La pelota no se ha desinflado. Está un poco golpeada por las rocas, pero parece estar bien", añadió. ¿Recuperará Aoife su balón de fútbol gaélico? Sería la guinda del pastel de esta genial historia.

BeSoccer

BeSoccer

noticias 424K RANK 1
lecturas 1,055M RANK 1
Más noticias del autor

Follow BeSoccer on Facebook