noscript image
GooglePlay Logo AppStore Logo

Magallán y Lucas Pérez aguan las esperanzas de un Celta deprimido

Pin Magallán y Lucas Pérez aguan las esperanzas del Celta. EFE
Magallán y Lucas Pérez aguan las esperanzas del Celta. EFE

Magallán y Lucas Pérez aguan las esperanzas de un Celta deprimido

Los goles de Magallán y de Lucas Pérez, ambos en la segunda mitad, permitieron al Alavés coger aire y meter en puestos de descenso a un Celta de Vigo que no fue capaz de generar peligro tras el descanso.

Se enfrentaban en Mendizorroza dos de los peores ataques de la competición. Incluso desde el videoarbitraje parecían optar por el 0-0, con un gol anulado y un penalti que se anuló desde la sala del VOR.

Le crecen los enanos a un Celta de Vigo que ya está en la quema. Si bien parecía que habían aprendido del sufrimiento de la pasada campaña, lo cierto es que Escribá aún no ha podido conjuntar al ramillete de estrellas con el que cuenta en la zona ofensiva.

Celebró hasta en dos ocasiones Santi Mina un gol que al final le anularon. El canterano celeste recibió adelantado un balón de Iago Aspas, si bien no se pudo observar en directo si el último en darle fue Duarte. Finalmente, y tras varios minutos de histeria en Mendizorroza, el Alavés respiró al ver cómo el gol no subía al marcador.

Si al Celta le crecen los enanos, Joselu tiene un topo bajo la bota. Falló solo, a un metro de la portería y con el portero descolocado. El ex del Newcastle no está teniendo suerte en su vuelta a LaLiga, pero no dejó de intentarlo.

Las malas noticias se acumularon para el Celta cuando vio, justo antes del descanso, cómo se marchaba su capitán lesionado. Hugo Mallo tuvo que dejar su puesto, cariacontecido y sabiendo que se iba a perder las próximas semanas.

Salió mejor el Alavés tras el paso por los vestuarios. El Celta volvió a mostrar sus costuras y, de nuevo, se vio por debajo en el marcador tras el cabezazo de Magallán. Le falta 'punch' al cuadro celeste, incapaz de montar una reacción que le sacase del atolladero.

Solo el Príncipe de las Bateas, Iago Aspas, puso el corazón en un Celta que no se encuentra. Las meigas siguen sin aparecer por un cuadro celeste que no sabe lo que es ganar fuera de casa.

Lucas Pérez, en su particular derbi con la afición del Celta, sentenció el partido en la recta final. El delantero gallego remachó un centro de Aleix Vidal para terminar de sellar la tercera victoria en un Mendizorroza casi inexpugnable.

Javier García Márquez

Javier García Márquez

noticias 608 RANK 26
lecturas 4M RANK 24
Más noticias del autor

Follow BeSoccer on Facebook