noscript image
GooglePlay Logo AppStore Logo

El Zorya Luhansk, el 'otro Shakhtar' de Ucrania

BeSoccer por BeSoccer @besoccer_es - 0 942

Pin Todos conocen el drama del Shakhtar, pero pocos el del Zorya. AFP/Archivo
Todos conocen el drama del Shakhtar, pero pocos el del Zorya. AFP/Archivo

El Zorya Luhansk, el 'otro Shakhtar' de Ucrania

BeSoccer por BeSoccer @besoccer_es - 0 942

El conflicto que vive Ucrania, una guerra civil en un perpetuo punto muerto, también afecta al fútbol. El caso del Shakhtar Donetsk es el más conocido, pero no es el único club que tiene que jugar siempre lejos de casa. El Zorya Luhansk, rival, rival del Espanyol en el 'play off' de la Europa League, vive una situación similar.

Desde 2014 Ucrania está dividida. La mitad occidental, proeuropea, se enfrenta a la orienta, prorrusa, en una guerra civil que parece que lleva ya varios años en 'stand by', peor que está tan viva como el primer día. Que no salga en la prensa no quiere decir que no exista.

El Donbass, la cuenca del río Don, se llevó la peor parte del conflicto, especialmente las capitales industriales de Donetsk y Lugansk. Resultó inevitable que esto no afectase al fútbol.

Todos conocemos el caso del Shakhtar. Con su flamante Donbass Arena como recuerdo de tiempos mejores en Donetsk (sometido a un mínimo mantenimiento para no caer en el abandono), los 'mineros' se han visto obligados a jugar desde hace un lustro lejos de casa.

Lo hicieron primero en Lviv (Leópolis, muy cerca de la frontera polaca), y desde 2017 en Kharviv (Járkov, más cerca de Donetsk y junto a la frontera rusa). Ocasionalmente también juega en Kiev, cuando la cita lo exige por cuestiones de estadio.

Y, como usted imaginará, no es el único que tiene que jugar a 100, 200, 300 ó 400 de casa cada jornada, sea o no local. El Zorya Luhansk vive la misma situación desde hace cinco años.

Si los del Shakhtar son 'mineros', los del Zorya son 'ferroviarios'. El club nació, como tantos otros en la Unión Soviética, al abrigo de una empresa de Lugansk de locomotoras ferroviarias.

Pasó sin pena ni gloria por el campeoanto soviético hasta que ganó la Liga en 1972, y tras la desintegración de la URSS logró sobrevivir gracias a un patrocinio de última hora.

El capitalismo no le sentó bien al Zorya. Evitó la quiebra, pero fue un parche. Vivió penurias económicas, padeció descensos y celebró ascensos, hasta que en el último lustro, coincidiendo con el 'exilio', logró sus mayores éxitos.

Se ha convertido en un clásico de la Europa League. La ha disputado cuatro veces en los últimos cinco años, contando esta. El Espanyol será su rival en el 'play off' de acceso a la fase de grupos.

BeSoccer

BeSoccer

noticias 314K RANK 1
lecturas 785M RANK 1
Más noticias del autor

Follow BeSoccer on Facebook